sábado, 3 de marzo de 2018

El Palomar. Nuevos Despidos y Persecución Gremial en el Hospital Posadas

(El Palomar, 1/03) Una nueva ola de despidos se conoció en la mañana de este jueves cuando al menos 3 trabajadores del Hospital Posadas de El Palomar no pudieron fichar su ingreso al ser desconocida su huella dactilar al momento del inicio de su jornada laboral.
Estas irregulares cesantías se enmarcan en la ola de despidos de este nosocomio que comenzaron el pasado 12 de enero con 122 desvinculaciones no informadas, pero que se remontan al año 2016 cuando casi 7'00 trabajadores fueron despedidos sin tomar en cuenta la importancia de las tareas por estos realizadas para la plena funcionalidad de este nosocomio.




El número total de despedidos asciende a por lo menos 30, según los números informados por la Federación Sindical de Profesionales de la Salud (FESPROSA), en su mayoría profesionales con 10 años o más de antigüedad prestando servicio en el Posadas.

Persecución Gremial

Las autoridades del hospital han roto comunicación con todas las representaciones sindicales del nosocomio a excepción del ATE de Darío Silva. Incluso la delegación de UPCN del Hospital Posadas ha sido ninguneada por las autoridades de turno, que sólo mantienen algún tipo de contacto con la conducción central de este gremio dialoguista que sufrió el despido de dos delegados de esa dependencia el pasado 12 de enero.
La situación del Sindicato de Trabajadores de la Salud del Hospital Posadas (STS) y de la Asociación de Profesionales/CICOP es todavía más delicada. Siendo estas las únicas representaciones gremiales que enfrentan abiertamente la política de despidos, vaciamiento y privatización (cada vez menos encubierta) del principal hospital público de alta complejidad de la Argentina; la gestión de Pablo Bertoldi Hepburn (vinculado desde su llegada al Posadas en febrero de 2017 con la Agencia Federal de Inteligencia) a través de su director de Recursos Humanos, Juan Ignacio Leonardi, se ha encargado de perseguir delegados y referentes de esos dos gremios cesanteando a tantos como pudieron y desplazándolos de áreas estratégicas a quienes cumplían alguna función directiva o de coordinación dentro del engranaje del hospital para facilitar la tercerización de servicios, por ejemplo.
Más aún, tanto a la CICOP como al STS les retiraron el código de descuento por el cual percibían directamente el aporte sindical de sus afiliados a través de su recibo de sueldo con el claro fin de desfinanciarlos.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...